martes, 19 de marzo de 2013

Un papa yeyé y superguay (¡quién dijo miedo!)



En el cuellin de la sátrapa argentina de los pobres. "Cada vez me gusta más este papa" (¿no es esa la consigna oficial?). Esto debe ser lo que mi amigo Sr. IA llama "acción parroquial" en marcha.  Me apuesto lo que sea -es un decir- y con quién sea -¿hay alguien ahí?- que la primera Enciclica de este Francisco hará referencia a los pobres las mismas veces, o más, que los discursos que la vieja chochona embotadax de la Argentina depone en navidaT. Dios los crías, y el populismo tercermundista los junta.

2 comentarios:

  1. Pero es un Papa humilde de verdad: Cualquier otro argentino, en vez de llamarse Francisco, se habría puesto Jesús II.

    ResponderEliminar
  2. Ja ja ja, qué bueno. No olvide Don José que los argentinos puestos hacer humildes son más humildes que naide.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.