viernes, 26 de agosto de 2011

Interior ordena a la Policía que afloje el control a los 'indignados'


A pesar de que se manifiesten continuamente sin cumplir los trámites legales establecidos.

Según informa Fernando Lázaro en El Mundo, tras las cargas de la semana pasada, el ministerio de Antonio Camacho (¿este quién es?) ha ordenado "aflojar" el control policial (ah, pero había un control!!???) contra los 'indignados'. Las Unidades de Intervención Policial –las conocidas como antidisturbios- han sido requeridas para que no actúen contra los manifestantes, ni tampoco se les reclame las identidades a los organizadores o participantes de estos actos.

El candidedo Alfredo Ppunto Rubalcaba lo dejó meridianamente claro -con sus manitas cadavéricas- al principio de su campaña "Indignada": Queremos recuperar los valores del PSOE de hace cien años. Es decir, los valores de Pabo Iglesias, es decir, los valores que llevaron a este engendro de partido a abrazar el guerracivilismo, el enfrentamiento y la debacle nacional: o conmigo, o contra mi, socialismo o muerte. Pues eso, muerte.
A esta lamentable e interminable empanada mental que tanto daño siembra, la izquierda ex-pañola le llama progresismo. Es que...

En definitiva, Rubalcaba pide que la policía puteada de España trate bien a sus santos indignados. Todo de lo más democrático, como pueden ver. Ciudadanos de primera, estos ñiñatos y sus adláteres en las Vascongadas (Bildu), y de segunda, los demás. No sé si sabrán que los propios agentes del cuerpo nacional de policía llaman a esta patulea “los Rubalcabas”. Este siniestro episodio que traigo al Naufragio me recuerda bastante a las palabras que nos dejó para la historia de la infamia Azaña, cuando los frentepopulistas empezaron alegremente a quemar las iglesias de Madrid: “Todos los conventos e iglesias no valen la vida de un republicano.

Así que ya saben: El actual estado de derecho no vale una puñetera mierda si lo comparamos con los caprichos, deseos y cojones de los indignados, "los intocables de Alfredo P".

Ideario socialista químicamente puro.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.