jueves, 24 de marzo de 2011

Dígale

No me he vuelto loco. De momento. Esta canción de David Bisbal es una obra maestra. Y como en este blog, de complejos, andamos cortito con sifón, la subo y san se acabó.
Locuaz, perdóname porque no sé lo que hago. No seas muy duro con este pobre pecador.
Encima, el final del tema es clavadito al Still loving you de Scorpions.
Nada, que me he despertado épico, a ver a quién puñetas derrocamos hoy del poder.

10 comentarios:

  1. No te cortes compañero. La pena es que en el trabajo tenemos restringido lo de internete y sólo puedo leerte.
    Yo siempre he pensado que en la música pop -o lo que sea esto- no hay ídolos y sí canciones. Hay quien ha hecho una canción que vale por toda una trayectoria.
    y Ahora al tajo, que hay que levantar ésto de alguna manera.
    Buena mañana.

    ResponderEliminar
  2. Pongo esta anotación en cuarentena hasta que la ONU confirme que no es un arma de destrucción masiva.
    ¡¿Bisbal cantante?!

    ResponderEliminar
  3. Locuaz: "Yo siempre he pensado que en la música pop -o lo que sea esto-".
    Jejejejeje, te agradezco la sutileza.

    Tajo: Lugar donde se labora; paisaje configurado como un espacio destinado a desaparecer en la España Zapaterista.

    ResponderEliminar
  4. Caraguevo, no seas muy duro con David, hombre, que bastante tiene ya el pobre con haberle puesto a una hija Ella. No, no me gusta a mí para este muchacho la parienta que se ha hechado.

    ResponderEliminar
  5. Lo de ir con el halconcito sobre el brazo queda muy fotogénico, pero debe ser tela cansao, ¿no?

    En el Final 2, cuando salen corriendo..., ¿a dónde van...?

    ResponderEliminar
  6. S. Cid: Se dirigen a comprar al mercado mediaval que montan todos los sábados los gitanos unas tarrinas de cabrillas con tomate y otra de caracoles, que esa noche tienen una fiesta muy especial en la aldea.

    A lo mejor no te lo crees, pero el halcón es de plástico, forma parte del magnífico attrezzo que recuperaron de la película El Halcón Maltés.

    ResponderEliminar
  7. Confirmado: La ONU ha decidido que las canciones de este fulano, sus bailes epilépticos, sus ricitos y sus comentarios en Twitter son armas de destrucción masiva.
    Bate, quedas informado.

    ResponderEliminar
  8. Caraguevo, para mí lo que escribió David (hay confianza) sobre Egipto, me pareció cojonudo:
    La red social Twitter está hoy revolucionada por un comentario poco afortunado de David Bisbal sobre lo que ocurre en Egipto: "Nunca se han visto las pirámides de Egipto tan poco transitadas, ojalá que pronto se acabe la revuelta", se le ocurrió escribir al cantante español, y a partir de ahí, la red hizo leña.

    Es más, poco después, Triniá, vino a declarar las mismas palabras mientras visitaba tranquilamente El Cairo.

    Conclusión: David Bisbal podría ser perfectamente ministro de asuntos exteriores "destepaís".

    ResponderEliminar
  9. La conclusión, a la par que cierta, es terrible. Ya me has dado el fin de semana. Y encima no hay "snooker" en la tele.

    ResponderEliminar
  10. Jajajaj. Siempre nos quedará el otro David, Bustamante.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.