jueves, 11 de febrero de 2010

Algunas razones por las que exiliarnos a Isla de Gongelad es mejor opción que por ejemplo a Calgary (Canadá)

Catedral de madera de I. Gongelad.



Una de ellas es el bello himno compuesto por Jean-Pierre Duport con el que cuentan los gongelandeses. En esta ocasión interpretado por el gran violoncellista Anner Bylsma .
Ese día me encontraba yo en el Teatro Nacional Arce Nuestro, y puedo jurar que nunca había visto a tanta gente llorar como plañideras -descontando un velatorio de gitanos gaditanos hartos de copas de aguardientes antes de rasgarse las camisas- de emoción.
Como se siente allí la patria. Que manera de disfrutar con sus cosas. En Isla de Gongelad (no Congelad, es con G) se hacen las cosas en serio. Otro motivo más para que el señor Guido, la señora S. y demás lectores -que son legiones, oiga- opten el día de mañana por exiliarse en mi Isla, es que no es un Estado cualquiera, que es un Estado del Alma, y como bien apuntó Guido, allí, en mis tierras, no tienen cabida los desalmados.




Letra del Himno Nacional:

nordover ble omtalt som Norðrvegr, veien mot nord, noe som kan tyde
på å ha vært måte som uttrykkene vestrvegr, austrvegr, suðrvegar.
denne landsdelen frem til 1000-tallet oftest var de danske kongenes skatteland
Her går ikke solen under horisonten i en periode om sommeren,
temperert, spesielt langs kysten som påvirkes av
Tre havområder utgjør kystlinjen



A por todas compatriotas que mañana volverá a salir el sol
que alumbra los días oscuros y cimenta la nieve clara
Nuestras manadas de arce nos miran con curiosidad
y ven que somos un pueblo laborioso
preocupados en mantenar nuestras tradiciones, la ley y el orden
A por todas goenlandeses.

20 comentarios:

  1. Vale..., pero..., ¿las tortitas las sirven con sirope de arce, como en Calgary?

    ResponderEliminar
  2. Por favor S. ya llegaremos a la gastronomía otro día. Esto sólo es un pequeño boceto, quería hablar del himno porque es emocinonante, ¿no te lo parece?

    ResponderEliminar
  3. Sí..., la verdad es que el himno llega..., llega muy dentro. Ee hecho mi corazón se ha detenido, durante un instante, cuando he enfrentado esa imagen de las manadas de arce y he recordado con claridad sus ojos cristalinos, con los que observan desde los páramos helados nuestra laboriosidad. Pero..., oye, la gastronomía es importante.

    Mientras espero tu respuesta..., te envío saludos, hermano goenlandés.

    ResponderEliminar
  4. Yo no me voy a poner escrupuloso, y estoy dispuesto a aceptar pero, tengo algunas cuestiones para plantear:
    - tengo que llevarme mis libros y algunos dvd's
    - nada de televisión
    - una mesa de ping pong (billar opcional)
    - llevarnos el aceite de oliva y el vino de aquí

    Un saludo

    Pd: ya se me irán ocurriendo más cosas
    Pd: el himno más que emocionante, es serenante. Casi mejor, no?

    ResponderEliminar
  5. Yo quiero llevarme a mis agapornis, así que tienes que decirme si allí hay comida agaporniana.

    En cuanto al himno, ya he empezado a ensayarlo y me sale bastante bien la primera estrofa, pero me atasco en lo de "uttrykkene vestrvegr, austrvegr". ¿Cómo se lee exactamente?

    ResponderEliminar
  6. Me construiría una cabañita de madera al lado de la suya y desayunaríamos conversando sobre lo divino y lo humano, y tomándonos unas tostás untadas en manteca colorá de arce con tropezones.

    Está hecho usted un Camarón de la isla...de Congelad.

    ResponderEliminar
  7. S.Cid:
    Sabía que te iba a gustar el himno de la Isla. Se lo encargó el parlamento nacional al genial músico francés tras la encarnizada batalla que mantuvieron los Goenlandeses con las criaturas del bosque (sé que abro una nueva puerta para nutrir el interés por mi Isla) que no estaban muy dispuestas a compartir el paraíso con la especie humana. Los arces -animal sagrado, pero comestible- se situaron a favor de los humanos.
    Sabían que al ser domesticados, la vida les sería más fácil.
    La gastronomía del país es rica en salazones y pescados. Yo me traje de España aceite de oliva y vino de La Rioja (quedas contestado, Guido). Estoy pensando en abrir un restaurante de comida española/andaluza. No descarto en el futuro contar con un tablao flamenco formado por chinos, que son menos golfos.

    ResponderEliminar
  8. Guido:
    Puedes llevarte lo que te dé la gana.
    Veo que has captado la esencia del himno.
    Mas que emocionar, serena. Tú si que sabes. Serás feliz rodeado de gentes tan pacífica y serena. Pero ojo, que cuando entra el vientecito del norte por los andurriales, es mejor no salir de casa, cambian de caracter, y se ponen bastante vikingo.
    Entonces será el momento de echarse unas partidas de parchís. Apostando con dinero, claro. Nada de garbanzos ni habas, dinero.

    ResponderEliminar
  9. S. Cid: Sobre la comida de los pajaritos, tendría que consultarlo con la madre de Peter, doña Manuela Ortihunss, que como sabes de sobra..., regenta una tienda de ultramarinos. Mientras tanto les daremos alpiste de todo la vida.
    Sé, que cerca de la tienda de la madre de Peter hay una tienda especializada en ropitas para pajaros "El Pajaro Cuerdo". No es cuestión que los pajaros se resfríen.

    ResponderEliminar
  10. Locuaz: Si supieras que aquí del arce se aprovecha hasta los andares.., como nuestros queridos gorrinos ibéricos. No es mala idea que los veranos los paséis por aquí en vez de Cantabria.

    ResponderEliminar
  11. El parchís con dinero?. Yo, el apostar lo asocio más con el poker....
    Nos pegaría tener un labrador o un golden retriever, no?

    Un saludo

    PD: hablando de cosas andaluzas, el otro día me tomé una Alhambra Reserva.

    ResponderEliminar
  12. Yo es lo que he visto en mi casa. Hay que jugar apostando dinero, aunque sea jugando con el trompo.
    Yo, como te puedes imaginar soy de la Cruz del Campo. Que no me saquen da ahí.
    Todas las personas tienen un perro asignado por el Estado. Depende de la necesidad de uno, así será el perro. Son las normas, Guido. Y esta gente no se dejan corromper.

    ResponderEliminar
  13. Ey, pues yo quiero la nacionalidad, ¿eh?

    ResponderEliminar
  14. En realidad, yo pretendía recoger un par de perros de algún refugio aunque, seguramente, allá la gente es distinta (para mejor) y a los canes no los abandonan...

    Allí seguro que tienen San Miguel, o alguna marca autóctona como Ustrkyever o algo parecido.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  15. Noelia: No es tan fácil conseguir la nacionalidad gongelandesa. Hay que pasar algunas pruebas, algunas bastantes curiosas, como esa de tener que bañarte en pelota picada en el lago Stronsesngemn el primer día del invierno, y a 28º bajo cero que está de media el agua. Te dejan tomar antes todo el vodka que creas necesario. Otro requisito para conseguir la nacionalidad es estar un año entero recibiendo clases de aeromodelismo, no me preguntes que sentido tiene, que no tengo ni idea, pero es así, es lo que hay.

    Guido: San Miguel no tienen, y a mi la verdad, me importa poco, considero la San Miguel una cerveza menor. Y claro que tienen Ustrkever, demás sabes tú que es la cerveza nacional de la Isla. Doy por hecho que lo has consultado en la Wiki, no es cierto?
    Como ya te he dicho cada perro tiene asignado a su persona incluso antes de nacer, el perrito.

    Saludos a los dos.

    ResponderEliminar
  16. En todo caso, cuando vayamos, me voy a surtir de oporto (una cajita) porque es una bebida que pega con eso de sentarse frente a la chimenea y ponerse a charlar. Y ahora no me digas que prefieres una quina Sta. Catalina, que me jodes la estampa...

    Un saludo

    ResponderEliminar
  17. Jajaja. Hombre..., pues puesto a elegir, me quedo con el oporto.

    ResponderEliminar
  18. Jajajaja, es que hubiera sido para matarte si eliges la quina Sta. Catalina, Bate ;-)

    Anda que el otro... y su estampa ;-)

    PD: Bate, pues vete preguntando en El Pájaro Cuerdo sobre el alpiste para mis agapornis. Ah, lo del aeromodelismo lo acepto de buen grado (anda que no me gustan esas cosas), pero lo del baño (digo yo que sería más bien patinaje, no, porque con 28 bajo cero) en pelota picada..., pues les vas diciendo a los gongelandeses que me sellen un visado, que paso de la nacionalidad gongelandesa. Anda que no querrran que muera de pulmonía... y a ver qué hacían luego con el perro que me toca.

    ResponderEliminar
  19. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  20. S.: ¿De verdad que tienes agapornis?

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.