viernes, 23 de octubre de 2009

SOBRE EL ABORTO

Duele, lo sé.
La imagen de al lado golpea la conciencia de cualquier bien nacido que aun se tenga por persona, a la que le siga sustentando, unos gramos de bondad y misericordia por nuestros semejantes. Es bestial. La primera vez que le eché un vistazo a la foto, sentí como un pellizco que apretaba el esófago y que me dejó noqueada la respiración.
Quizás, fue la primera vez que tuve conciencia de que estamos abocado al totalitarismo, ha seguir la rebaba asesina del estalinismo como forma que tiene la basura que maneja el Poder, de controlarnos.
Duele, y bastante.
Y siento mucho que tengan que visualizar esta imagen, pero, es lo que hay.
Es curioso saber que de las tres damas de la muerte que sustentan esta macabra Ley abortista,(Aido, De la Vega, Jiménez) ninguna tengan hijos, y me apuesto lo que no tengo, que ni siquiera se les pasa por la cabeza lo que le supone a una mujer, abortar. Viven en su realidad, que es la irrealidad más oscura.
A ese confortable escenario de pieles y altas políticas, de soberbia y ansias de poder, no llegan los ecos despavoridos de mujeres que se quedan por el camino después de haber entregado el hijo que esperaban al dios de la desesperación, ese toten que nos imponen a base de tragiversar la Verdad.
Del dolor de sus gentes, la clase dirigente mira para otro lado. Les asquea tanta desdicha.

En esta sociedad en la que todos son derechos y los deberes se tornan en un ejercicio retrógrado, rancio y facha, sería cuestión de tiempo, que el aborto voluntario cuajase en la jurisprudencia como un derecho más. Así ha sucedido.
Esta plebe tiene calificativos mas duros para colegir una matanza de focas, que la matanza continua y nazi de miles de niños no nacidos, y que en el nombre de una ideología perversa, seguirán siendo no nacidos. Un limbo de nuestras vergüenzas, que está quedando marcada a sangre y fuego para que las generaciones por venir, se apiaden de nuestra época.
Los nazis, los comunistas, perseveraban en sus orgías sangrientas que costaron a la humanidad millones de vidas, tras una limpieza ideológica que consistía básicamente en saberse superiores a otras etnias, o grupos de disidentes políticos. Por lo tanto, les sobraban. Deshumanizaban al enemigo, al judío, al homosexual, al cristiano, etc. Y se aseguraban que las masacres cometidas no tuviesen respuestas en sus cerebritos en forma de bocadito a sus limpias conciencias.
-Son peor que animales, puro excremento que hay que eliminar. Escupían los jerifaltes del partido.

El otro día hice referencia por aquí a como un ser miserable como el actual presidente de la Junta de Andalucía, denunciaba que la gente que estamos en contra del aborto como método anticonceptivo, lo que en realidad queremos es que las mujeres que abortan acaben con sus huesos en la cárcel.
Es mentira, otra más. Ninguna mujer ha pisado una cárcel en España por haber abortado, y yo, como no podía ser de otra manera, me congratulo de ello. Bastante tienen ya en lo alto.

Esta ley lo que sí conseguirá es esclavizar a la mujer, la dejará a los pies del cabrón de turno, cuando éste decida quitarse de en medio. Para esta gentuza, el padre, no tiene nada que ver en este trance, por lo cual, la mujer se verá postergada a tomar una decisión sola, incluso sin la ayuda de sus padres.
¿Se dan cuenta estas alimañas con los de su misma especie que están jugando a ser dioses?.
Si, se dan. Quizás lo que desconozcan es que Dios, sólo hay uno, y no creo que esté muy a gusto contemplando la masacre que se traen con sus criaturas.
El estalinismo, como maquinaria de terror y muerte, se ha infiltrado por los muros de nuestra Patria.
Mientras, El Gran Hermano que ha engendrado esto, se sofoca por una foto que le hacen a sus nenas.
Verán que la Historia tiende a lo peor. Y que lo más sencillo de todo es descuajeringar la conciencia del discernimiento. Ya lo hicieron, y lo intentarán otra vez.
Quien crea que exagero, que eche un vistazo a la fundación de la Unión Soviética o ha como se fraguó el nazismo.




The Cranberries - Animal Instinct

6 comentarios:

  1. Da miedo lo que ha hecho el demonio en las mentes de las personas y de gran parte de la sociedad para llegar a anestesiar el instinto animal de una madre de proteger a toda costa a sus crías.

    Es espantosa cielo, la primera parte del vídeo, cuando los niños son arrancados del lado de su madre... :´( qué dolor.

    Te felicito por toda la reflexión, es muy acertada. Tenemos mucho trabajo que hacer para reeducar y sensibilizar todo nuestro entorno. Podemos hacerlo. Debemos hacerlo.

    Besos guerreros¡

    ResponderEliminar
  2. Puedo entender que en determinadas circunstancias se despenalice el homicidio. Pero no me entra en la cabeza que se sostenga que el homicidio es un derecho.

    ResponderEliminar
  3. Hasta que no lo consigamos, tenemos que seguir mostrando la cruda realidad de este engaño diabólico. Gracias por hacerlo. El granito que pone cada uno es importantísimo. Tú lo has hecho a lo grande.The Canbreries, es un grupo de los que están en mis preferencias. Otro punto más para tí. Un saludo

    ResponderEliminar
  4. La vida es un derecho que no debe ser negado a nadie.
    El aborto es un asesinato, es una atrocidad cruel e injusta cometida contra un inocente, que además está indefenso.
    Muchos no se dan cuenta todavia. de que poco a poco. se estan socavando y minando los principios éticos mas elementales.
    Estamos cayendo en el relativismo moral, que no es más que el derrumbamiento de los principios y cimientos que conforman una sociedad.

    ResponderEliminar
  5. Me pregunto cuántos, de los que están a favor del aborto, han visto estas imágenes...

    ResponderEliminar
  6. Conciben dos… y decide una. Y afecta a tres.
    Defiendo a por supuesto los derechos de las personas individualmente.
    Este socialismo trufado con ¿nacionalismo?!!!, defiende más los derechos de los territorios que a las personas; es una perversión del sistema. Pero en lo que respecta a ese celo en defender el cuerpo de la mujer de las pro-abortistas, como algo sobre lo que únicamente puede decidir la propia mujer, cuando en realidad estamos hablado de tres partes, me parece de un feminismo trasnochado y homicida.

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.