domingo, 24 de mayo de 2009

Ahora, a por los juegos.


¿Donde quieren llegar? ¿ Porqué se sienten capacitados para legislar sobre las cosas más íntimas?. No hay día que esta panda de tarados, y taradas, no me saquen de mis casillas.
Ahora le toca toca el turno a los juegos de nuestros hijos. Me he criado sin saber que jugando a los pistoleros y al trompo, y a tropecientos juegos mas, contribuía al machismo. Y que si a una niña le daba por jugar a las casitas o con muñecas, era una cría rara rara.

"PARA ELIMINAR LOS ROLES MACHISTAS" El PSOE pide que los niños jueguen a la comba y las niñas, al fútbol


Dice el menda al que se le ha ocurrido que este país no puede soportar tanta infamia, esto, "el juego constituye un instrumento de transmisión de valores y pautas sociales de conducta que en ocasiones contribuyen al mantenimiento de roles sexistas contrarios a la igualdad de niñas y niños".
Toma ya. Haber prenda, los valores y pautas sociales se aprenden en la escuela y en la familia. La escuela ya se la habeis cargado, y la familia es vuestra próxima presa, que caerá. Ahora también quereis decir como se lo debe pasar bien un niño en sus ratos de ocio. Es que sois insaciables, quillos.
Vamos a por los cinco millones de parados, con lo que eso conlleva de drama personal y familiar, y estos tipos proponiendo aberraciones de esta calaña, porque esto es una aberración con todas las de la ley. Por otra parte, lo normal para cerebros atrofiados jartos de doctrinas insulsas y estúpidas.
Si el día de mañana a mi hija le da por jugar con las muñecas o a las cocinitas,lo normal,que no me venga ningún soplagaitas de esto, que me los como.
Manada de imbéciles resentidos.


9 comentarios:

  1. No tienen mesura. No hay límites para ellos. Cada día más, una pregunta me aterra ¿qué será lo próximo?

    Es alucinante.

    ResponderEliminar
  2. Estos peda-a-go-go´s se delatan ellos mismos. No se puede hacer una política más absurda e intervencionista de la vida privada de los ciudadanos. La cosa está clara: despistar a la opinión pública de los problemas reales y hacer que se hable de controversias rancias (estos sí que son unos rancios) e inútiles.

    ResponderEliminar
  3. Pablo: Lo próximo son las granjas de reeducación en valores progresistas, y ojo con quien no comulgue con la piara; al Lago del Averno.

    Loquaz: Si, se habla de otra cosa unos días, pero es que la crisis económica algún día pasará, pero toda esta baura ideológica tiene pinta de cuajar cada vez más en esta sociedad dormida y apacentada.

    ResponderEliminar
  4. Si, hombre, sí, primero decidieron que había que jugar pero que no podía haber ganadores ni perdedores, y ahora que los niños tienen que jugar a las cocinitas y las niñas al balón. Se creen que pueden eliminar el instinto de competencia, y cambiar la naturaleza humana con estas normas estúpidas...

    ResponderEliminar
  5. Alawen:Es de locura, mientras tanto, el nivel educativo de la nación, roza el de paises subdesarrollados.
    http://nataliapastor.blogspot.com/2009/05/el-futuro-que-viene.html

    ResponderEliminar
  6. En el avión de vuelta empecé a leer "1984".

    A este ritmo no nos va a quedar a dónde escapar. Porque aquí, no se puede.

    ResponderEliminar
  7. Es una intromisión absoluta en los ámbitos más privados del individuo.
    Es puro 1984,como dice No a todo.
    Puro estalinismo orwelliano.

    ResponderEliminar
  8. De lo que no se enteran esta panda de alelaos es de que los niños y niñas llevan ya varios años jugando juntos, por ejemplo, a la comba en los colegios, lo digo yo que soy madre y que, en los dos colegios que, a día de hoy, ha estado mi hijo, lo he visto y te aseguro, que no por ello o se deja de ser machista o una niña rara, o lo que narices quiera el PSOE. Todo eso va mucho más allá de los juguetes o juegos...

    ResponderEliminar
  9. Es tremenda la intromisión del estado en en mundo familiar ...

    No sé donde van a llegar, imponiendónos tantas leyes "progres"

    Es vergonzoso ... se estan cargando a la sociedad

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.